17 oct. 2020

El PP de Requena lamenta que para Ximo Puig sea más importante que los sanitarios hablen en valenciano que estén cualificados

17.10.2020.- El Partido Popular se opone a la voluntad del Botánico (PSOE, Compromis y Podemos) en la Ley de Función Pública elaborada por Justicia y Administración Pública, la conselleria de Gabriela Bravo, que defendió en Les Corts la idoneidad de un texto que comenzó a elaborarse hace cuatro años.

El Partido Popular considera que el Botánico ha de considerar que hay una fijación con el asunto del requisito lingüístico, es decir, la obligación de los funcionarios de saber valenciano que debe de ser eliminada sin contemplaciones.

Aunque en el borrador de la ley apareciese la excepción, finalmente el sector sanitario no quedará exento del requisito. Quien quiera ser médico en la Comunidad Valenciana está abocado a verse obligado a saber valenciano. Desde la Conselleria de Justicia se asegura que será en el reglamento de la ley donde se detallarán las condiciones que los trabajadores deberán cumplir. Según vemos en diversas fuentes, la conselleria no garantiza que la exención estará en el reglamento.

La Consellera Bravo con su ley arrincona el castellano entre los trabajadores públicos. El Partido Popular de la Comunidad Valenciana defendió una enmienda a la totalidad al proyecto de la ley, ya que "desde PP consideramos que la norma impone el valenciano y excluye a un cuarto de los ciudadanos de la Comunidad, por vivir en municipios de zonas declaradas castellanoparlantes".

El Partido Popular pide que se rectifique y que "nuestros sanitarios sean valorados por sus conocimientos en medicina y no por la lengua en la que hablen".

Archivo de noticias

FACEBOOK

ÚLTIMOS TWEETS