17 ene. 2018

La DO Utiel-Requena imparte una jornada de orientación profesional para Secundaria

17.01.2018.- El pasado mes diciembre el Consejo Regulador de la DO Utiel-Requena celebró una jornada de orientación profesional para estudiantes de Secundaria en la que profesionales de muy distintas áreas relacionadas con la vitivinicultura de la zona trasladaron a los jóvenes la importancia de valorar el origen y el gran potencial de este ámbito económico. Unos 200 alumnos del IES Miguel Ballesteros Viana de Utiel pudieron conocer de primera mano áreas como la viticultura, la enología, la agronomía, la dirección-gerencia de empresas, la dirección técnica de campo, la tecnología de laboratorio, la biología, el diseño y artes gráficas, la comunicación y el marketing, mediante el mensaje de nueve profesionales del sector en activo establecidos en el territorio.

El objetivo del Consejo Regulador con esta acción, que se ofrecerá en los otros cuatro institutos de la zona durante este curso, es “que los alumnos valoren la importancia de esforzarse para conseguir una buena formación, siempre en función de sus preferencias y habilidades, y dar a conocer a los jóvenes las variadas opciones laborales afines al sector vitivinícola, a través de las impresiones de personas expertas consolidadas en la demarcación geográfica de la DO Utiel- Requena”, comenta Carmina L. Cárcel, secretaria general del Consejo. Así, es importante “que la siguiente generación descubra la potencialidad de generar o unirse a proyectos laborales en su propio territorio y que sean conscientes del valor que tiene apostar por el desarrollo de esta zona rural de interior y de las expectativas de futuro”, destaca Cárcel.

La jornada se enmarca dentro del Proyecto para lograr la Integración de la Cultura Vitivinícola en el total de los cinco Centros de Educación Secundaria Obligatoria existentes en el territorio de la DO Utiel-Requena. Se trata de un proyecto cuya motivación principal es que los jóvenes locales, que serán el futuro de la zona, conozcan y valoren el patrimonio histórico, económico, social y cultural que supone la vitivinicultura en su propio entorno.

Economía local y formación
Actualmente, el sector vitivinícola es el motor económico de la zona, del cual viven alrededor de 6.500 familias. Por eso, es importante que los alumnos aprecien este sector y otros vinculados como una oportunidad para su desarrollo profesional en su territorio. Una de las razones por las que es relevante el desarrollo de este proyecto a medio y largo plazo es la mitigación del despoblamiento progresivo del mundo rural y la salida de jóvenes formados para trabajar en otras comunidades y países.

“Es muy deseable que al menos una parte de los jóvenes que han nacido aquí, se han formado, han ido a universidades, han viajado e incluso que han tenido experiencias profesionales fuera, tengan la opción de establecerse en el territorio para garantizar su futuro, con una calidad creciente y cada vez más moderna”, destaca la secretaria general.

Archivo de noticias

FACEBOOK

ÚLTIMOS TWEETS